© 2019 by Mioletto. Proudly created with Wix.com

  • Daniela Robles

¿De qué color pinto el cuarto de mi bebé?

Muchos padres nos llegan con dudas sobre los colores que deben poner en el cuarto de sus bebés: ¿cómo debo pintarlo?, ¿qué colores combinan?, ¿no se va a ver muy saturado?.

Definitivo la paleta de color debe ser de una forma cuando es un bebé y de otra cuando es un niño un poco más grande, ya que conforme el bebé va madurando, su capacidad de distinguir colores y patrones va aumentando, y queremos que conforme vaya creciendo, lo haga en un ambiente donde pueda desarrollarse tranquilamente. Por eso es importante que para el cuarto del bebé, los colores que escojamos sean calmantes, suaves y que inviten a la relajación (sobre todo porque las mamás y papás también pasarán mucho tiempo aquí y queremos desestresarlos lo más posible).


Aquí te dejamos cuatro opciones de color que creemos son infalibles para pintar el cuarto de tu bebé. Quisimos dejar de lado un poco el rosa y el azul, pero si a ti te gustan estos colores, ¡adelante! Solo te aconsejamos que el tono que escojas no sea muy saturado.

Ahora si, aquí te dejamos tres colores que nos encantan para el cuarto del baby:


Verde: el color de la naturaleza.

Vía Pinterest



El verde es un color que invita a la calma y la concentración. Normalmente relacionamos este color con la salud y el bienestar, además es el color de la naturaleza por default, y traer lo natural a nuestros espacios internos siempre es buena idea.

Debemos de elegir un tono que no sea muy brillante (como el verde manzana) si no mas bien algo que asemeje a los hojas de los árboles.


Vía: Pinterest

En este ejemplo se combinó con tonos de madera oscura natural y dorados, lo que da un toque de elegancia a esta recámara. Noten que al incluir la planta, se agrega mejor el tema de la naturaleza.


Vía Pinterest

Nos encanta este ejemplo. Usaron un color mas saturado pero lo equilibraron ya que solo lo pusieron en un muro y los demás elementos de la habitación son mucho mas neutros.


Vía Pinterest

Aquí eligieron un tono de verde mas neutro, por lo que aprovecharon para complementar con diferentes cuadros.


Algo diferente: tonos tierra.


Podemos dar con los tonos de esta paleta aprovechando el color de la madera y poniendo accesorios con estos colores. Si vas a escoger esta paleta de color y quieres pintar una pared de algún color, te aconsejo que te vayas a los tonos muy claros (como beige o taupe) o muy oscuros (como chocolate o marron) ya que un tono medio podría dar referencia de -otra cosa-.


Vía Pinterest

Aquí se refleja el uso de esta paleta en todo menos en los muros. Aprovecharon la naturalidad de su mobiliario.


Vía Pinterest

En este ejemplo usan un tono tierra en la pared y lo equilibran con el mobiliario y accesorios blancos. Siguieron con el tema de la naturaleza poniendo el canasto de fibras naturales.


Vía Pinterest

Al usar tonos tierra mas oscuros, lo hicieron en pequeños detalles para no saturar el espacio.


El clásico: blanco.



Si te vas a inclinar por los tonos blancos ten cuidado de no escoger un tono muy frío porque puede confundirse el cuarto del bebé con un cuarto de hospital, y no queremos eso. Así que opta por blancos mas cálidos. Un tip que yo uso para escoger el color correcto es tomar muestras de Home Depot, y en el espacio que voy a pintar, irlas colocando en los diferentes muros para ver cómo afectará la luz y el tipo de espacio al color que voy a escoger. Si vas a escoger un cuarto de bebé blanco, lo combinaría con texturas que transmitan calidez (ejemplo un tapete tejido o muy rugoso, muebles de madera con veta o ropa de cama tejida).


Vía Pinterest

Aquí un ejemplo de cuarto blanco que transmite mucha luminosidad. Aprovecharon la textura de la alfombra y todavía la enmarcaron mas poniendo dos tapetes sobre ella, eso es lo que el lienzo blanco te permite, jugar con los demás elementos.


Vía Pinterest

Noten el uso de texturas para contrarrestar el blanco: fibras naturales, rugosidad en el tapete, tejidos, peluches, etc.


Vía Pinterest

Aquí aprovecharon el lienzo en blanco para atreverse con los colores y accesorios.


El mas combinable: gris.


Vía Pinterest


El gris es un color super neutral que combina perfecto con muchos otros colores. Da un efecto de tranquilidad y armonía en los espacios. Si vas a escoger esta paleta, yo te sugeriría un tono claro y cálido y aprovechar su neutralidad para colgar muchos cuadros y poner acceosrios como cojines, tapetes, peluches, etc.


Vía Pinterest

El muro gris nos permite poner cuadros de gran tamaño que le den identidad al espacio.


Vía Mioletto


El contraste siempre es importante. Aquí escogieron un tono de gris mas oscuro para los muros pero lo equilibraron poniendo accesorios blancos y el piso muy claro.


Vía Mioletto


El gris también se aprovecha para marcar la naturalidad de las cosas, aquí el material de los muebles resalta gracias al fondo.


Recuerda que estas son solo sugerencias, claro que tu puedes experimentar y jugar con el cuarto de tu peque, pero si necesitas ayuda, nosotros lo hacemos contigo.



Daniela Robles


Co-propietaria de Mioletto, arquitecta y diseñadora en constante búsqueda de tendencias e inspiraciones. La típica tía que se cree segunda madre.